Cada vez se está haciendo mas énfasis en la importancia social de estar en buena forma física y tener una linda figura. Los depósitos de grasa localizados pueden convertirse en una pesadilla y en muchos casos incluso las dietas y el ejercicio son infructuosas.
La liposucción es una herramienta efectiva que permite de manera segura moldear el contorno corporal y mejorar la figura mediante la remoción de esta grasa indeseada.

Básicamente son el mismo procedimiento. Consisten en moldear o dar forma al cuerpo mediante manejo del tejido graso subcutáneo.
Liposucción significa literalmente succionar o extraer la grasa, al extraer la grasa estamos esculpiendo o moldeando el cuerpo, ósea lipoescultura. Si fuéramos a ser estrictos podríamos decir que en la lipoescultura a diferencia de la liposucción ( extracción de grasa) se inyecta parte de la grasa extraída en otras áreas.
En cuanto a lipoplastia, este término se descompone en lipo que significa tejido graso o adiposo y Plastia que proviene de la palabra griega “plastikos”, que significa modelar o dar forma, ósea dar forma al cuerpo mediante el manejo del tejido graso o adiposo( lipoescultura).
Con frecuencia personas inescrupulosas utilizan nombres diferentes sólo para atraer pacientes, el hecho de que se haga con anestesia local no cambia lo que en esencia es la cirugía.
Cuando las área a tratar son pequeñas se puede realizar bajo anestesia local. En la mayoría de los casos, mi preferencia es la anestesia general, ésta en un paciente sano es cada vez más segura y permite trabajar sin molestia alguna para el paciente.

Para la liposucción se hacen pequeñas incisiones a través de las cuales se infiltran líquidos con adrenalina que minimizan las pérdidas de sangre y facilitan la extracción de la grasa. Luego se aspira la grasa mediante cánulas especiales que se conectan a una máquina que hace presión negativa. Una vez se ha extraído la grasa se cierran las incisiones y se coloca una faja.

Generalmente se infiltran líquidos en el tejido subcutáneo que facilitan la extracción de la grasa y minimizan las pérdidas de sangre. En la técnica superhúmeda se inyectan líquidos en el tejido subcutáneo en una cantidad igual a la cantidad de grasa a extraer. En la técnica tumescente se inyecta el doble o triple de líquidos. Con esta última técnica se debe ser cauteloso especialmente en casos de liposucción de grandes volúmenes , si se infiltra demasiada cantidad, se puede presentar sobrecarga de líquidos en el paciente o toxicidad por xilocaína que puede causar incluso la muerte.

  • Before-Caso 1
    After-Caso 1
    Previo a lipoescultura y lipoinyecciónCaso 1Postoperatorio

Solicita mas información